Solución Integral Empresarial

Ingresos según la NIC 18

Dentro de los elementos de los estados financieros, los ingresos y los gastos están directamente relacionados con el Estado de Resultados. Los ingresos representan aumentos en los recursos económicos, generados a lo largo del ejercicio, ya sea en forma de entradas de efectivo o aumentos en el valor de los activos, así como disminuciones de pasivos que resultan en un aumento del patrimonio neto. Estos ingresos no están vinculados a las aportaciones de los accionistas. Esta definición, establecida por el IASB en su Marco Conceptual, es fundamental para comprender el tratamiento contable de ciertas transacciones económicas relacionadas con conceptos de ingresos.

Concepto de Ingresos

El reconocimiento de los ingresos en el Estado de Resultados se realiza, por tanto, de conformidad con la definición de ingreso propuesta. Es decir, cuando se produzca, simultáneamente, un probable aumento en los recursos económicos bajo control de la empresa, relacionado con una disminución en los pasivos o un incremento en los activos, y cuyo importe pueda determinarse con fiabilidad.Sin embargo, aunque normalmente todas las partidas de ingresos son reconocidas en el período, hay que resaltar que existen algunas partidas que, aun cumpliendo la definición de ingreso establecida en el Marco Conceptual no deben incluirse entre las pérdidas y ganancias del período corriente. Tal es el caso de las reservas de revalorización, ganancias o pérdidas específicas que surgen de la conversión de estados financieros en una moneda extranjera y las ganancias derivadas de la revalorización de activos financieros (acciones), que la empresa decida de forma irrevocable considerar los cambios de valor directamente en partidas de patrimonio.El concepto de ingresos se divide en dos elementos: los ingresos (revenues) y las ganancias (gains), cada uno con características específicas. Los ingresos (revenues) surgen de las operaciones comerciales habituales y continuas de la empresa, y pueden incluir ventas, honorarios, cuotas cobradas, intereses, dividendos, regalías o rentas. Por otro lado, las ganancias (gains) son aquellas partidas que cumplen la definición de ingresos pero no ocurren de manera regular. Por ejemplo, la ganancia obtenida por la venta de un activo de propiedad, planta y equipo se clasificaría como ganancia (gain) en lugar de ingreso (revenue). Estas ganancias se presentan por separado en el estado de resultados, proporcionando información relevante para la toma de decisiones.

Presentación de Ingresos Extraordinarios.

El modelo del IASB prohíbe la presentación de ingresos extraordinarios en el estado de resultados. Todos los ingresos se consideran parte de las actividades ordinarias de la empresa, ya que todos los eventos empresariales se incluyen en estas actividades, independientemente de su recurrencia.

NIC 18 – Ingresos Ordinarios.

La NIC 18 define los ingresos ordinarios como entradas brutas de beneficios económicos que surgen en el curso de las actividades ordinarias de una empresa durante el ejercicio. Estos ingresos deben dar lugar a aumentos en el patrimonio neto que no están relacionados con las aportaciones de los accionistas. Cabe destacar que esta norma se refiere específicamente a ingresos recurrentes (revenues) y excluye las ganancias (gains) tratadas en otras NIC.

Características de los Conceptos de Ingresos.

La NIC 18 considera todos los ingresos ordinarios (revenues) como ingresos (income) según el Marco Conceptual, aunque no todos los ingresos del Marco Conceptual deben ser tratados contablemente según lo establecido en la NIC 18. Además, la definición de ingresos en la NIC 18 se aplica exclusivamente a las actividades ordinarias, es decir, aquellas realizadas como parte del negocio principal o derivadas de él.

Ejemplos de Ingresos.

La NIC 18 contempla tres tipos principales de ingresos: la venta de productos, la prestación de servicios y los ingresos por intereses, regalías y dividendos. En el caso de la venta de productos, se incluyen tanto los bienes producidos por la empresa para su venta como los adquiridos para su posterior reventa. Los ingresos por servicios se reconocen en función del grado de cumplimiento de la prestación a la fecha del balance. Para los contratos de construcción, se aplica la NIC 11. Por último, la NIC 18 también aborda los ingresos por el uso de activos propiedad de la empresa, como intereses, regalías y dividendos.

Reconocimiento de Ingresos por Prestación de Servicios

Los ingresos por prestación de servicios deben reconocerse cuando se pueda estimar con suficiente fiabilidad el resultado de la transacción, basándose en cuatro condiciones clave:

  1. El importe de los ingresos pueda valorarse con fiabilidad.
  2. Es probable que la empresa reciba los beneficios económicos derivados de la transacción.
  3. El grado de realización de la transacción pueda valorarse con fiabilidad.
  4. Los costos ya incurridos y los que quedan por incurrir puedan valorarse con fiabilidad.

El reconocimiento se realiza mediante el método del «porcentaje de realización», que reconoce una parte de los ingresos totales en cada período contable en función del progreso de la prestación de servicios. La determinación del grado de avance se realiza mediante métodos como la inspección del trabajo realizado, el porcentaje de servicios realizados o el porcentaje de costos incurridos respecto al total de costos estimados, dependiendo de la naturaleza de la transacción.

Fuente:https://www.gerencie.com/ingresos-segun-nic-el-concepto-de-ingreso-y-su-reconocimiento.html

Scroll al inicio
×